Crónica Castilla-La Mancha.

Crónica Castilla-La Mancha.

Borja Villacís se reúne con familia de Bargas para debatir discrepancias.

Borja Villacís se reúne con familia de Bargas para debatir discrepancias.

Los investigadores del Grupo V de Homicidios de la Policía Nacional han encontrado un tercer vehículo en el trágico incidente ocurrido ayer en Fuencarral, Madrid. En este suceso, Borja Villacís, hermano de la exvicealcaldesa de la capital, fue asesinado a tiros. Según fuentes policiales consultadas por Europa Press, Villacís y un amigo se habrían encontrado con los autores del crimen.

Borja Villacís alquiló un Citroën C3 blanco junto a su amigo Luis, un hombre de 43 años de nacionalidad española que resultó herido grave. Se dirigían a encontrarse con miembros de una familia de Bargas, Toledo, para discutir diferencias.

Los presuntos autores de los disparos, una mujer de 53 años y dos hombres que podrían ser familiares suyos, llegaron al lugar en un BMW X2 gris plateado que habían alquilado en la estación de Atocha. También se presentó un tercer coche azul, cuya implicación en el crimen aún está bajo investigación por la Policía.

En un punto de la carretera de Fuencarral al Pardo, el Citroën y el BMW chocaron intencionalmente, como evidencian los daños en ambos vehículos. De los autos salieron sus ocupantes y, de manera sorpresiva, los ocupantes del BMW, conducido por la mujer, abrieron fuego contra Borja Villacís con un subfusil de asalto y una escopeta de caza.

El amigo de Villacís también recibió disparos y fue trasladado al hospital Fundación Jiménez Díaz en el tercer coche azul. Se espera que declare ante las autoridades una vez se recupere. Borja, lamentablemente, falleció a causa de las heridas de bala en la cabeza y el tórax.

Tras los disparos, el BMW huyó del lugar y se detuvo en una rotonda cercana a la empresa Mediaset, donde los empleados de una oficina y los residentes de un hotel alertaron a la policía sobre el sospechoso comportamiento de sus ocupantes.

Los agentes, al llegar al lugar, descubrieron que los ocupantes del BMW estaban cambiando las placas de matrícula y escondiendo armas en un descampado. La mujer huyó en el vehículo mientras los hombres escaparon a pie.

Tras inspeccionar el área, la Policía encontró las placas de matrícula originales del BMW y las armas de fuego utilizadas, incluyendo un fusil de asalto y una escopeta de caza. La conductora del BMW fue detenida en un lavadero de coches en la plaza Elíptica de Madrid.

Se continúa con la búsqueda de los dos hombres que acompañaban a la mujer, y la autoridad judicial ha decretado el secreto de las actuaciones. La Policía sospecha que este incidente fue cuidadosamente planeado y relacionado con un ajuste de cuentas por actividades ilícitas.

Borja Villacís contaba con antecedentes, ya que fue detenido en 2004 por participar en un grupo radical y se encontraba imputado en un caso de narcotráfico y blanqueo de capitales en la Audiencia Nacional. Todo apunta a que su muerte está relacionada con actividades ilegales en las que podría haber estado involucrado.