• lunes 6 de febrero del 2023

Daniel, ingresado en Paliativos, cumple su sueño de ser conduzco gracias un aviador de Casarrubios

img


MADRID, 9 Dic.

El Hospital Gregorio Marañón ha ayudado a cumplir el sueño de uno de sus pacientes, ser conduzco por un día. Daniel, de 25 años y también ingresado en la Unidad de Cuidados Paliativos del centro, pudo de esta manera efectuar un vuelo en avioneta.

Una sorpresa que fué situación merced al empeño de Tania Álvarez, la enfermera de Daniel, y la asistencia de Ignacio de Córdoba, conduzco en el aeródromo de Casarrubios del Monte, que ha cooperado de manera altruista, y del aparato del Summa 112, que participó en el traslado.

"En el momento en que me contó que su sueño era ser conduzco, no lo vacilé y empecé a buscar, adjuntado con mis compañeros, la manera de llevarlo a cabo situación. Contacté con asociaciones que me pusieron en contacto con un conduzco presto a volar con Daniel, entonces desde el hospital, se reguló todo el dispositivo a fin de que el vuelo se pudiese efectuar con todas y cada una de las garantías de seguridad. La verdad es que teníamos mucha ilusión en que saliese todo bien, como de esta forma fue", explicó su enfermera.

Daniel, que es de Bolivia y llegó a España hace precisamente un año merced al esfuerzo y perseverancia de su madre Gladis, fue ingresado en el Hospital Gregorio Marañón para ser tratado en el Servicio de Oncología. Actualmente, recibe atención médica, sicológica, de enfermería y trabajo popular en la Unidad de Cuidados Paliativos del mismo hospital.

El tolerante ha pedido comunicar su experiencia de transformarse en "conduzco" por un día para agradecer a todos su atención, cariño y dedicación, informó el centro hospitalario en un aviso.

"En el hospital me tratan realmente bien, pero, en ocasiones, requerimos mucho más que medicinas y yo deseo agradecer a todas y cada una la gente que me han ayudado a cumplir mi sueño, el de ser conduzco, que fué una experiencia inolvidable y asimismo a todos y cada uno de los que me cuidan todos los días, que no es sencillo", explicó Daniel.

Una alegría por un sueño cumplido que asimismo mostró María Luisa Solano, su médico de la Unidad de Cuidados Paliativos. "Poder ordenar esta salida con Daniel nos ha llenado de alegría y asimismo vimos de qué manera desde el momento en que le entregamos la gorra de aviador y le afirmamos que iba a volar, el tolerante ha mejorado su estado anímico. Nosotros nos encontramos familiarizados a sostener o prosperar la calidad de vida de los pacientes y ofrecer acompañamiento a sus familias, pero cumplir el sueño de uno y acompañarle, fué muy enternecedora", explicó.

Ignacio de Córdoba, conduzco, fué entre los enormes personajes principales para cumplir este sueño. "En el momento en que mi amiga Cristina Berry me llamó y me mencionó que había un chaval que deseaba volar, ni me lo pensé, le dije, que se venga. Para mí fué muy gratificante entender a Daniel y a todo el aparato del Hospital Gregorio Marañón y del Summa 112 que venían con él", indicó.

El Hospital Gregorio Marañón cuenta, desde el año 2010, con una Comisión de Humanización que venía haciendo un trabajo, como conjunto de trabajo, desde años antes en el Hospital Materno Infantil. "La asistencia con humanización se fué implantando en el centro de a poco, merced a la enorme dedicación y vocación de nuestros expertos. Ahora la hemos incorporado como estrategia y deseamos que sea algo ordenado, estructurado y transversal", ha señalado la gerente del centro, Sonia García de San José.

En exactamente la misma línea se pronounció la presidenta del Comité de Humanización del hospital, Nuria Mira, que ha señalado que a fin de que la humanización impregne el día a día del centro es requisito "investigar los puntos sentimentales, físicos y sociales de cada tolerante; tratarlo con calidez, respeto y atendiendo verdaderamente a sus pretensiones".

"Aparte de tener espléndidos expertos, en el hospital cooperamos con asociaciones de pacientes y fundaciones que nos aportan asimismo muchas ideas para progresar nuestra atención. En esta situación, debemos agradecer la participación de Juegaterapia, del Summa 112 y de otra gente anónimas que hicieron situación este sueño", ha señalado.

Más información

Daniel, ingresado en Paliativos, cumple su sueño de ser conduzco gracias un aviador de Casarrubios