• miércoles 8 de febrero del 2023

La berrea del ciervo y la ronca del gamo capitanean los atractivos otoñales del Alto Tajo

img

GUADALAJARA, 5 Oct.

Numerosas localidades frondosas de la comarca del Alto Tajo en Guadalajara se transforman a lo largo de la temporada otoñal en un reclamo turístico mucho más, frente al hermoso espectáculo de sonidos que exuda de sus bosques con la berrea de los corzos y, prontísimo, la ronca del gamo, en los dos casos en su época de celo.

Así, a lo largo de este otoño, en el ambiente de ayuntamientos como el de Orea, cubierto de bosques, los sonidos ocasionados por los combates de los corzos en su época de celo y el que deja el cortejo que generan los gamos macho con apariencia de ronquido, gustan todos los años la existencia de varios visitantes y curiosos, pendientes de ver que les depara la madre naturaleza.

"Aquí la berrea es primordial tanto turísticamente como cinegéticamente. Es una región increíble para escucharla pues nos encontramos en la cabeza del Parque Natural del Alto Tajo, entre la Serranía de Cuenca, Sierra de Albarracín y los Montes Universales", aseguró en afirmaciones a Europa Press la regidora de Orea, Marta Corella, quien anima a los turistas a arrimarse pues todavía se puede oír.

De hecho, en este pequeño ayuntamiento de Guadalajara convocan todos los años un certamen de berrea a capela que se festeja a fines de septiembre, un acontecimiento que se utiliza para que los pueblos de la región reivindiquen su espacio como custodios del territorio, ha aseverado la regidora.

De hecho, según Corella, los oriundos de la comarca tienen su "ubicación particular, su rincón" para oír la berrea del ciervo y la ronca del gamo en una estación donde los animales se unen y cada macho transporta su harén de hembras.

"Hablamos de procurar visibilizar todos y cada uno de los activos que poseemos en la región, y es asimismo una llamada de atención para decir que los territorios no están fallecidos", ha señalado esta regidora, persuadida de que hay que explotar cualquier acontecimiento para revindicar su espacio.

Y a estos atractivos, Corella une en este momento la llegada de la temporada de setas, otro revulsivo económico y turístico en esta comarca, y en primavera, los sonidos de la ladra del ciervo.

Más información

La berrea del ciervo y la ronca del gamo capitanean los atractivos otoñales del Alto Tajo