• jueves 08 de diciembre del 2022

La misteriosa parte funeraria al amor juvenil de Alfonso X, doña Mayor Guillén de Guzmán, ahora tiene su réplica en Alcocer

img

GUADALAJARA, 4 Jul.

La 'catedral de la Alcarria' de la pequeña ciudad alcarreña de Alcocer (Guadalajara) cuenta ahora, en una de sus capillas, y próximamente va a poder visitarse, con una réplica del monumento funerario a la que fuera el enorme amor de juventud de Alfonso X 'el Sabio', doña Mayor Guillén de Guzmán, sepultada hacía 1270 en este ayuntamiento de Guadalajara tras concederle el rey el privilegio como señora del Señorío del Infantado, de cuyos restos, tal como del propio enterramiento, se perdió la pista en 1936.

El cronista provincial de Guadalajara, Antonio Herrera Casado, ha recordado a Europa Press que el monumento funerario a la apasionado del rey Alfonso X, doña Mayor Guillén de Guzmán, efectuado por Juan González, escultor de Burgos, se encuentra dentro de las escasas estatuas funerarias firmadas del siglo XIII, de la que se conoce que está tallada en madera, es policromada y que representa a una dama dormida o fallecida, del siglo XIII.

Pero todo lo mencionado es aún un misterio; por ejemplo causas pues hace solamente unos años que se descubrió el contrato manuscrito de la Casa Real con el escultor ebanista a fin de que realizara esta parte tras la desaparición de doña Mayor, con la que el rey tuvo a la que entonces seria la futura reina Beatriz de Portugal, pero con la que no se casó por el hecho de que no tenia sangre real.

Este archivo fue conseguido por la Hispanic Society of America (Nueva York) por medio de la vivienda de subastas Christie's, y desde este instante las cuestiones y el interés por saber qué ocurrió con sus restos y con nuestro monumento funerario a doña Mayor Guillén de Guzmán empezó a medrar y la curiosidad por comprender mucho más de él, en especial en esta provincia.

Coincidiendo con la celebración del octavo centenario de Alfonso X y la pertenencia de Alcocer a la Red de Ciudades y Pueblos Alfonsies, el alcalde de esta ciudad alcarreña, Borja Castro, ha amado ofrecer el sitio que ocupó en la historia del concejo a este suceso histórico que vincula al rey 'sabio' con la región y para esto, hace múltiples meses contrató una compañía a fin de que le hiciese una réplica a tamaño real de esta parte funeraria, basado en los pocos documentos que hay, sabiendo el secreto que circunda el enterramiento.

Y merced a unas viejas fotografías que en 1919 dejó el estudioso de arte español Ricardo de Orueta y que se muestran en una de sus proyectos publicadas más tarde adjuntado con una descriptiva descripción, y al reciente contrato manuscrito que se descubrió, el día de hoy existe esa réplica. Son el único testimonio del que queda perseverancia sobre este monumento tumular gótico español, datos que fueron escenciales a fin de que, así como nos enseña el alcalde de Alcocer, la compañía Anancus de Ciudad Real, haya podido efectuar una reproducción.

Amanda, Julio y Michel es el aparato de escultores de la compañía Anancus solicitado de efectuar la reproducción de esta parte escultórica, basado en la documentación facilitada --la descripción del contrato y cinco fotografías de los años veinte--.

Tal y como nos enseña el gerente de Enancus, Michel Caballero, en eso se han apoyado para reproducir la obra, que en lugar de en madera de nogal se ha confeccionado en epoxi; donde el tema central es la figura tumbada de doña Mayor con manos cruzadas acompaña de otras ilustraciones.

"Es una parte inusual, increíble, excepcional, que ha requerido muchas horas de trabajo y bastante precaución para no caer en la tentación de interpretar lo que no se observa verdaderamente", ha señalado Caballero, satisfecho con el resultado, y quien ha señalado que si no la han policromado es pues no quisieron atreverse a traspasar la interpretación, si bien si han intentado muy tenuemente sugerir que tenía policromía.

Ahora, utilizando la celebración, este 2022, del octavo centenario del nacimiento de Alfonso X 'el Sabio', y la pertenencia de Alcocer a la Red de Ciudades y Pueblos Alfonsies, el alcalde de Alcocer desea que se conozca mucho más y mejor la vinculación de su ayuntamiento con este suceso histórico y el enterramiento de fundación del convento de las Clarisas por la parte de Doña Mayor y, en algunas semanas, se va a poder conocer este réplica en entre las capillas de la iglesia de la Asunción --asimismo famosa como catedral de la Alcarria--, merced al convenio suscrito con el Obispado Sigüenza-Guadalajara.

Según enseña Castro basado en los documentos encontrados por diferentes historiadores, antes de reventar la guerra de 1936, las monjas vendieron el convento y ahí se perdió la pista del monumento funerario, sin que, así como ha aseverado asimismo Herrera Casado, se conozca si lo birlaron, lo destrozaron o qué paso con él. "Alguien se lo llevó, como es natural, pero jamás ha salido a la luz donde está este enterramiento", dijo.

Por eso, para el cronista, esta reproducción es una "buenísima iniciativa" para comprender "como podía ser" esta parte.

Además, para los días 30 y 31 de julio, el ayuntamiento de Alcocer cobijará una programación particular sobre la relación de la ciudad con Alfonso X de Castilla, indudablemente, con doña Mayor como personaje principal indiscutible, con la que el rey tuvo a la que sería la reina Beatriz de Portugal.

"Esta réplica es para nosotros la piedra angular en el momento de interpretar la narración de nuestro concejo", aseguró el regidor, para quien al patrimonio medioambiental que tienen se aúna asimismo el histórico. "Doña Mayor es la figura histórica más esencial de Alcocer de esa época. Es el elemento que nos une a la crónica de Alfonso X 'el Sabio'".

La exposición está en este momento en desarrollo montaje y para esto se ha contado con el apoyo de museóloga del programa Erasmus de la Universidad de Alcalá y con la implicación de la Diputación Provincial y el Centro de Estudios 'Cardenal Cisneros', que trabajan en la reproducción de los distintos documentos que hay en la provincia vinculados con la figura de Alfonso X y sus concesiones de mercados, ferias o fueros.

Para Castro, resulta evidente que a pesar de que los republicanos han tomado el pueblo de Alcocer, "indudablemente, esa parte permanezca", y su explicación reside en que "todo cuanto tiene valor no se quema ni desaparece sino se vende", ha apuntado. A día de el día de hoy es un misterio qué paso con los desafíos y el sepulcro pero no descara que, quizá, cualquier día se logre conseguir el monumento original.

Sin duda, tanto para Castro para Herrera Casado, esta parte es un atrayente mucho más para el concejo. El propio historiador y cronista, destaca su relevancia, y la ubica, salvando las distancias de época, a la altura del Doncel de Sigüenza.

Un atrayente mucho más de este concejo costeros enclavado en un espacio un ambiente natural con gigantes opciones para el turismo, que ,desde este momento, asimismo tiene otro aliciente mucho más en su oferta turística, la huella que dejó Alfonso X 'el Sabio' mediante su amor de juventud.

Más información

La misteriosa parte funeraria al amor juvenil de Alfonso X, doña Mayor Guillén de Guzmán, ahora tiene su réplica en Alcocer