Crónica Castilla-La Mancha.

Crónica Castilla-La Mancha.

Regantes del Alto Guadiana denuncian ante Ribera recortes causados por la mala gestión de CHG

Regantes del Alto Guadiana denuncian ante Ribera recortes causados por la mala gestión de CHG

TOLEDO, 17 Ene. - Los representantes de las Comunidades de Usuarios de Aguas Subterráneas (CUAS) del Alto Guadiana han expresado su preocupación por la situación de los regantes de la zona y culpan a la Confederación Hidrográfica del Guadiana (CHG) de una gestión deficiente. Consideran que la CHG está obsoleta y en colapso administrativo.

Estas CUAS han trasladado su malestar a la ministra para la Transición Ecológica y el Reto Demográfico, Teresa Ribera, y han rechazado los recortes en las dotaciones de riego para esta temporada. Alegan que la CHG solo sabe imponer recortes sin ofrecer compensaciones económicas y persigue a los regantes cada vez más.

Además, critican al presidente de la CHG, Samuel Moraleda, por culpar siempre a los agricultores y ganaderos de la sobreexplotación de las aguas subterráneas, cuando en realidad es la propia Confederación quien ha gestionado mal los acuíferos y ha concedido agua sin garantías de uso, robando derechos legales de uso del agua.

Esto ha llevado a los agricultores y ganaderos a abandonar gradualmente los cultivos de regadío que han sostenido económicamente la región. También imposibilita la amortización de las inversiones realizadas en base a las concesiones de agua otorgadas legalmente por la CHG.

Rechazan las afirmaciones de Samuel Moraleda sobre las dotaciones de riego, ya que se ha reducido de manera significativa la cantidad de agua permitida para regar. En algunos casos, solo se puede utilizar el 11,68% de las concesiones originales.

Destacan que las dotaciones de agua en esta zona son las más bajas de España y se imponen desde hace más de tres décadas, a pesar de ser mucho más bajas que en otras cuencas hidrográficas.

Ante esta situación, exigen a Samuel Moraleda que reflexione sobre su capacidad de gestión y cuestionan por qué no se tienen en cuenta las propuestas de ahorro presentadas en las Juntas de Explotación.

Finalmente, le recuerdan al presidente de la CHG que, como cargo público, debería medir sus declaraciones públicas y mostrar empatía hacia los miles de regantes de la cuenca del Guadiana.