El Gobierno conservador aplaza reforma de la EBAU por un año

El Gobierno conservador aplaza reforma de la EBAU por un año

El Gobierno, al estar en funciones, no puede sacar adelante este año la nueva prueba de acceso a la Universidad, por lo que se aplazará un año la reforma de la Evaluación del Bachillerato para el Acceso a la Universidad (EBAU). Así lo ha confirmado el Ministerio de Educación y Formación Profesional a las comunidades autónomas y a las universidades.

Aunque el Ministerio de Educación ya había finalizado la tramitación del real decreto de la nueva prueba de acceso, al estar en funciones el Gobierno no puede aprobar la reforma en Consejo de Ministros. Por lo tanto, han decidido aplazar un año la implantación del nuevo examen.

El secretario de Estado de Educación, José Manuel Bar, se ha reunido con representantes de las comunidades autónomas para informarles del aplazamiento, y el Ministerio de Universidades se reunirá con representantes de la Conferencia de Rectores de las Universidades Españolas (CRUE) para trasladarles la decisión.

De esta manera, la próxima prueba de acceso a la Universidad se mantendrá con el mismo modelo que la del curso anterior. El nuevo examen estaba previsto que comenzara en 2024 y se implantara definitivamente en 2028.

El Gobierno decidió paralizar la aprobación del real decreto de la nueva prueba de acceso a la Universidad debido a la convocatoria anticipada de elecciones generales. Ahora, al no poder aprobar el decreto al estar en funciones, han optado por posponer un año la nueva EBAU.

El proyecto de real decreto para la nueva prueba establecía que cada una de las pruebas tendría preguntas abiertas y semiabiertas, requiriendo del alumnado capacidad de pensamiento crítico, reflexión y madurez. También se permitían preguntas de opción múltiple, siempre que las preguntas abiertas y semiabiertas tuvieran un mínimo del 50% de la puntuación total.

En cuanto a los cambios propuestos en la nueva prueba, se eliminaba la prueba de madurez y las preguntas tipo test, se aumentaba el tiempo de realización de los ejercicios y se daba la opción a los alumnos de elegir entre Historia de España o Historia de la Filosofía. Además, en las comunidades con lengua cooficial se añadía un examen de lengua propia.

El Ministerio realizó una prueba piloto en 50 centros de todas las comunidades autónomas para poner a prueba la nueva EBAU. La prueba piloto incluía ejercicios menos memorísticos que reflejaban situaciones de la vida cotidiana.

Según las guías de corrección de los exámenes piloto, se descontaría 0,25 puntos por cada error ortográfico y las tildes contarían como media falta. También se establece que los errores repetidos solo se descontarán una vez. Además, se propone que, cuando la respuesta del alumno sea mejorable o contenga errores, se le califique con una puntuación de 0,25.

En resumen, debido a la situación de Gobierno en funciones, se ha decidido aplazar un año la implantación de la nueva EBAU, por lo que la próxima prueba de acceso a la Universidad seguirá el mismo modelo que la del curso anterior.

Tags

Categoría

Castilla-La Mancha