Crónica Castilla-La Mancha.

Crónica Castilla-La Mancha.

La criminalidad crece un 3,68% en C-LM y las violaciones se disparan en 2023

La criminalidad crece un 3,68% en C-LM y las violaciones se disparan en 2023

TOLEDO/MADRID, 1 Abr.

Las cifras del Balance de Criminalidad del Ministerio del Interior del año 2023 en Castilla-La Mancha han mostrado un preocupante aumento en los delitos, especialmente en los casos de violaciones que han subido a 113 en comparación con las 116 del año anterior. Esta tendencia al alza también se refleja en comparación con las 61 violaciones registradas en 2021.

La criminalidad en Castilla-La Mancha ha experimentado un incremento del 3,68 por ciento en lo que va de año en comparación con el mismo periodo del año anterior, con un total de 83.819 infracciones penales reportadas, frente a las 80.842 de 2022.

Además, en la región se han incrementado los robos con fuerza en domicilios, pasando de 4.807 en 2022 a 5.024 en el último año; y los robos con violencia e intimidación han aumentado de 899 a 929 en el mismo período.

Según el Ministerio del Interior, en Castilla-La Mancha también se han registrado más hurtos, llegando a los 14.800, y se han reportado tres intentos de secuestro el año pasado. Asimismo, el tráfico de drogas ha mostrado un aumento, con un total de 592 casos en comparación con los 560 de finales de 2022.

En el ámbito nacional, el Balance de Criminalidad del Ministerio del Interior del año 2023 revela un aumento del 14,2% en los casos de violaciones en comparación con el año anterior, junto con una tendencia al alza en la mayoría de los indicadores delictivos, como los intentos de homicidios y asesinatos (+11,2%), los secuestros (+45,2%) y el tráfico de drogas (+9,5%).

En España, la criminalidad en su totalidad ha aumentado un 5,9% en el último año, con un total de 2.459.659 delitos reportados, de los cuales el 80,9% son considerados como criminalidad convencional. La cibercriminalidad ha representado el 19,1% restante, experimentando un aumento del 25,5% en comparación con el año anterior.

Los delitos contra la libertad sexual han aumentado en un 15,1% en 2023, con un total de 19.981 incidentes reportados por las Fuerzas de Seguridad. En particular, se ha registrado un incremento del 14,2% en los casos de violaciones, con 4.875 casos contabilizados hasta octubre de 2022.

El Ministerio del Interior ha relacionado este aumento en los delitos sexuales con las políticas de concienciación y la reducción de la tolerancia social y personal hacia este tipo de hechos delictivos. Se destaca la mayor disposición de las víctimas a denunciar, lo que ayuda a reducir los niveles de infradenuncia en estos delitos.

En el análisis de la criminalidad entre enero y diciembre de 2023, se ha observado una disminución en los robos con fuerza en domicilios (-2,4%), mientras que en la mayoría de las comunidades autónomas de España ha habido un aumento en la criminalidad convencional. Solo en Ceuta (-10,5%) y Melilla (-7,9%) se ha reportado una disminución significativa.

A nivel nacional, los homicidios dolosos y asesinatos consumados han aumentado un 3,1%, llegando a 336 casos, mientras que los homicidios en grado de tentativa han experimentado un aumento del 11,2% con un total de 1.349 casos reportados. También han subido los delitos de lesiones y riña (+3,7%) y los secuestros, con un incremento del 45,2%.

En lo que respecta a los robos con violencia e intimidación, han aumentado un 2,2%, mientras que los robos con fuerza en domicilios han disminuido en un 2,4%. También se han registrado aumentos en los hurtos (+3,3%), las sustracciones de vehículos (+6,7%) y el tráfico de drogas (+9,5%). Interior ha señalado que este aumento en el tráfico de drogas se debe a una mayor actividad policial, haciendo hincapié en el Plan Especial de Seguridad para el Campo de Gibraltar.

Interior destaca las estafas informáticas como un indicador destacado, ya que han tenido un impacto significativo en el aumento de la criminalidad. Las estafas informáticas representaron un total de 426.744 delitos en 2023, lo que supone un incremento del 508% en comparación con 2016.